Estás aquí: Inicio > Refranes de Reflexion >

Escrito el 14 de mayo del 2017

Quien te conoció ciruelo, ¿cómo te tendrá devoción?

Este refrán significa que es inútil que se plantee cualquier tipo de adoración una vez que se sabe el origen y el pasado, que por tanto imposibilita cualquier farsa presente o futura. Está relacionado con el que dice: “Aunque la mona se vista de seda, si mona era mona se queda”. La frase es atribuida a Fernán Caballero y a una historia con un labriego y un ciruelo que fue tallado para representar una figura religiosa.


Refranes relacionados


Comentarios


facebook