Con pan y vino, se anda el camino



Este refrán apunta a que el vino y el pan son buenos acompañantes, y que son necesarios para llevar a cabo un trabajo, ya que el pan siempre hace referencia a la comida en general y el vino, además de a la bebida en si, se refiere además a cualquier otro tipo de acompañamiento. Para rendir al máximo hay que estar siempre bien alimentado.


Refranes relacionados